Documentación extrema (12) | Con la casa a cuestas

Documentación extrema (12) | Con la casa a cuestas – Esquinas Dobladas

ESCRIBÍ LA ÚLTIMA ENTRADA de esta categoría de Documentación extrema sobre el mito de los cuernos que llevaban los vikingos en sus cascos (porque, verás, tengo publicada una novela sobre vikingos, ejem, ejem), pero hoy vengo a hablarte de algo completamente diferente: a propósito del proyecto que estoy escribiendo actualmente, que va, entre otras cosas, de un circo, voy a contarte cómo me he documentado sobre caravanas.

Tampoco es la primera vez que te hablo sobre este proyecto: estas son las otras entradas en las que te he ido contando mis vicisitudes y peripecias con la novela y, también en el ámbito de la documentación, aquí te hablé de trapecistas y aquí, de las escuelas de los circos. Pero resulta que a mí me preocupa bastante esto de no saber dónde viven mis personajes, así que me he puesto manos a la obra y he investigado un poco sobre las caravanas.

Continuar leyendo “Documentación extrema (12) | Con la casa a cuestas”

Los comentarios en Microsoft Word | Las herramientas del escritor (7)

Los comentarios en Microsoft Word | Las herramientas del escritor (7) – Esquinas Dobladas

EN LA ENTRADA DE la semana pasada ya te conté que este verano, con esto de las vacaciones y gracias a una escasez de acceso a internet, he tenido que reaprender a escribir sin documentarme. O, lo que es lo mismo, he hecho un esfuerzo por seguir escribiendo: nada de pararme a completar detalles y, por supuesto, nada de pasar tres horas de reloj mirando a la pantalla porque hay una palabra que no me viene a la mente. Al fin y al cabo, ya habrá tiempo de volver a todo eso  cuando comience a corregir la novela.

No quiero ponerme pesada repitiendo lo mucho que ha aumentado mi productividad desde que he decidido regresar a mis orígenes y escribo sin distracciones, pero es que es así. Una media de 1000 palabras al día, un grandísimo empujón a la novela y, sobre todo, la sensación de que estoy avanzando; de que por fin esto toma forma, que es algo que, sinceramente, con este proyecto no me pasaba desde que comencé a planificar su estructura hace cosa de un año (además, tuve un bache allá por la mitad, que por suerte pude superar). ¿Y cuál ha sido la clave? Puede parecer simple, pero ponerme a escribir.

Continuar leyendo “Los comentarios en Microsoft Word | Las herramientas del escritor (7)”

Cómo escribir el comienzo perfecto

Cómo escribir el comienzo perfecto

HACIENDO UNA COSA que no se debe hacer nunca (cuándo haré caso de mis propios consejos…), estoy intentando arreglar el primer párrafo de la novela que estoy escribiendo. Digo que es algo que no se debe hacer nunca porque no es muy aconsejable ponerse a corregir cuando todavía no está el primer borrador terminado, pero como últimamente estoy escribiendo un poco a rachas (hay días que parece que todo fluye y días que no consigo poner dos palabras juntas) y como (otra de las causas de mi crisis de mitad de novela) tampoco puedo dedicarle a escribir todo el tiempo que me gustaría, me he dicho que tampoco viene mal replantearme un poco el concepto y adónde quiero llegar con esta novela. Porque tener una dirección en la que viajar me ayuda a seguir adelante, pero tener claro de dónde parto también me ayuda a situarme.

Y todo esto me lleva a la primera frase. Ay, la primera frase. La más complicada de toda la novela. Es la frase que debe atrapar al lector, que aún no sabe nada de ti. No sabe nada de tus personajes, no le importa lo que les pase y, si es como yo, ha empezado a leer tu novela porque quiere deshacerse de la resaca de la última que ha leído.

Continuar leyendo “Cómo escribir el comienzo perfecto”

Cómo superar la crisis de mitad de novela

Cómo superar la crisis de mita de novela

CUANDO EMPIEZO A TRABAJAR en una nueva novela, normalmente no tengo todas las piezas. De hecho, al principio suelo tener solo una pequeñísima parte de la historia, o un personaje, o simplemente una ambientación. No conozco a nadie que haya tenido una idea («oye, pues estaría guay tener un personaje que quiere ser piloto de aviones pero le dan miedo las alturas») y, al segundo siguiente, tenga toda una novela de 845 páginas planificada y estructurada perfectamente, con siete subtramas y un estupendo trasfondo de superación (¡y hasta varias capas de simbolismo!). En una buena novela te encuentras todas esas cosas, pero lo normal es que el escritor tenga que currárselo un poco y tirar del hilo para que un elemento lleve al otro y, al final, todo cuadre.

Continuar leyendo “Cómo superar la crisis de mitad de novela”

Documentación extrema (9) | De escuelas nómadas

Documentación extrema (9) | De escuelas nómadas

HACE YA MÁS DE UN AÑO que empecé a contarte con pelos y señales lo friki que soy a la hora de documentarme ¡y hoy vengo con la novena entrega de esta serie! Desde entonces he aprendido muchas cosas (prácticamente inútiles, la mayoría, como que no había lecheros en Berlín en 1961), ¡y espero que tú también hayas aprendido un poquito conmigo (aunque solo sea por quedar bien en el Trivial)!

Continuar leyendo “Documentación extrema (9) | De escuelas nómadas”

Por qué prefiero Pinterest a Evernote

Por qué prefiero Pinterest a Evernote

ANTES DE QUE TE lleves las manos a la cabeza y empieces a lanzarme tomates y artículos varios defendiendo las ventajas de Evernote con respecto a cualquier otro invento anterior de la historia de la humanidad, tengo que decirte que he hecho mis deberes y he leído sobre ello (y, lo que es más importante, lo he probado). También querría añadir que por supuesto todo esto que voy a decir aquí está basado en mi experiencia y en la adaptabilidad de cada aplicación a mis necesidades personales como escritora.

Para ponerte en contexto, resulta que yo soy una friki de la documentación. Pero una friki de verdad, porque si ya con doce años (para mi primera patata) me preocupaban cosas como que los menús de los restaurantes a los que iban mis personajes tuvieran platos que existieran de verdad, mi nivel de locura con esto ha crecido con los años y ahora no soy capaz de escribir dos páginas sin pararme a buscar datos o fotos o si había lecheros en Berlín en 1961. Y la cosa es que hoy en día la mayor parte de la documentación se hace por internet (aunque también hay que recurrir a fuentes más tradicionales), y al final el resultado de todo esto es que necesitas un modo eficiente de organizar toda esa información.

Continuar leyendo “Por qué prefiero Pinterest a Evernote”

Documentación extrema (8) | De trapecistas de circo

Documentación extrema (8) | De trapecistas de circo

HACÍA ALGÚN TIEMPO QUE NO ME ponía a documentarme en serio (aunque por mis tableros de Pinterest pueda parecer otra cosa) ¡y lo echaba de menos! Pero resulta que he dejado aparcadas por un tiempo las novelas históricas y me he metido en un proyecto muy diferente: reescribir (o más bien hacer un remake) de una antigua novela mía que nunca pude quitarme del todo de la cabeza. La historia y los personajes siguen esperando que les haga justicia, así que he hecho un refrito de todo lo que me gustaba y he tirado a la basura todo lo demás: el punto de partida es el mismo pero la historia me está llevando a un nuevo final, mucho más planificado y coherente. ¿Y eso qué significa? Pues que gran parte de la labor de documentación ya la tenía hecha de cuando escribí la primera versión de esta novela.

Aunque, claramente, como soy una friki de la documentación, todavía hay mil cosas que tengo que ponerme a buscar y a investigar: una de las razones por las que me he propuesto reescribir este proyecto es porque la ambientación no terminaba de de ser del todo verosímil: los personajes hablaban como suspendidos en un limbo todo el rato e interactuaban poquísimo con su entorno (que, por si no lo has adivinado todavía, es un circo, así que fíjate qué oportunidad tan desaprovechada).

De modo que, esta vez, me he planteado tomarme las cosas con mucha calma y, para asegurarme de que todos los detalles están justo donde quiero que estén (porque obviamente quiero que esta versión sea la definitiva y que las correcciones que tenga que hacer cuando termine no sean demasiado profundas), voy a empezar por el principio. Por eso, de momento se acabaron las entradas de documentación extrema sobre Berlín y la Guerra Fría (espero poder contarte pronto también cómo va avanzando ese otro proyecto) y me voy a centrar más en cosas relacionadas con circos.

Continuar leyendo “Documentación extrema (8) | De trapecistas de circo”

Tres formas creativas de desatascar tu novela

3 formas creativas de desatascar tu novela

LOS PROFES DE INGLÉS (entre los que a veces se me olvida incluirme) tienen una expresión para definir ese estadio del aprendizaje en el que te encuentras cuando sabes lo suficiente de un tema (ya sea de inglés o de cualquier otro idioma o habilidad) como para ser consciente de que lo mucho que te queda por aprender y en el que parece que te atascas: llega un punto en el que tienes un conocimiento medio y te cuesta mucho más avanzar que al principio y empiezas a buscar causas y culpables y puede que termines tirando la toalla. Es lo que suele conocerse como intermediate plateau, y está íntimamente relacionado con el famoso Síndrome del Impostor del que nos habla Isaac Belmar en este artículo y que también menciona Gabriella Campbell en este otro.

Puede que no estés demasiado interesado en sacarte un B2 en inglés, pero el intermediate plateau es algo que también afecta a tu vida como escritor, sobre todo cuando te embarcas en un proyecto ambicioso: ¿no te ha pasado nunca que, después de llevar meses trabajando en la misma novela, pese a escribir una cantidad decente de palabras al día, te parece que te has atascado a la mitad del segundo acto y que nunca va a llegar ese momento climático que fue la única razón por la que empezaste a escribir tal tocho? ¿No te ha dejado el NaNo un mal sabor de boca porque, pese a haber completado el reto de las 50k palabras (por cierto, si lo has hecho ¡enhorabuena! Yo me conformo con haber superado las 20k), no estás ni siquiera cerca de terminar esa novela que llevas años planeando y que parece que nunca acabarás?

Continuar leyendo “Tres formas creativas de desatascar tu novela”

Cómo sobrevivir al NaNoWriMo sin perder la cordura

Cómo sobrevivir al NaNoWriMo sin perder la cordura

LA ENTRADA DE ESTA SEMANA va a ser muy cortita por dos razones: la primera es que se suponía que hoy tocaba Postre Literario, pero por una serie de problemas técnicos no vamos a tener postre en noviembre (véase esto:)

La segunda razón es que este mes está siendo un poco caótico porque (cómo no) tengo mil cosas entre manos y una de ellas es el NaNoWriMo. Bueno, no del todo: ni siquiera estoy haciendo el NaNo de verdad. Me he medio marcado el objetivo que me ha dado la gana y si me sigues en twitter ya debes saber (porque soy una pesada) que lo estoy cumpliendo (más o menos).

El caso es que hace dieciséis días empecé a escribir una nueva novela, que de nueva tiene más bien poco, porque como ya te he contado en alguna ocasión es un remake de una patata anterior, de esas que al releerlas hacen que me den ganas de ir a esconderme con las pelusas de debajo de la cama. Como soy bastante consciente de que no voy a conseguir escribir 50.000 palabras en un mes, he vuelto a marcarme el objetivo de 700 palabras diarias pero, sobre todo, quiero escribir todos los días de noviembre. ¡Y de momento lo estoy consiguiendo! No voy a descubrirte las Américas con esto, pero he aquí mi secreto:

Continuar leyendo “Cómo sobrevivir al NaNoWriMo sin perder la cordura”

La escaleta en yWriter5 | Las herramientas del escritor (5)

Las herramientas del escritor 5 | La escaleta en yWriter5

¡NOVIEMBRE YA ESTÁ AQUÍ! ¿Y eso qué significa? Que por fin se acabó Halloween y que pronto cantar villancicos dejará de estar mal visto. ¡Y que el NaNoWriMo está aquí! Tengo que confesarte que yo nunca he participado: la verdad es que escribir 50.000 palabras en un mes me parece una burrada. Soy más partidaria de fijarme un objetivo diario que sí que pueda cumplir, aunque voy a hacer un pseudo-nano y ayer día 1 empecé a escribir mi nueva novela: ¡sí, esa a la que le faltaba un conflicto!

En la entrada de la semana pasada te hablaba de cómo había llegado de la idea a la escaleta: esta semana voy más allá y te voy a contar cómo puedes utilizar un software estupendo (¡y gratuito!) para definir aún más cada escena de tu novela antes de empezar a escribir: esto te ayudará muchísimo, sobre todo si te has apuntado al NaNo y tienes que escribir mucho en muy poco tiempo, tenerlo todo planificado de antemano hará que tus sesiones de escritura sean mucho más productivas.

Continuar leyendo “La escaleta en yWriter5 | Las herramientas del escritor (5)”